¿El análisis del iPhone X es eso, o una largo publireportaje?


(Mauro Delgado) #1

He leído el análisis completo del iPhone X y terminé con un sin sabor de la calidad editorial del artículo. Por esto me pregunto, ¿debería haber un análisis de un equipo o producto en general, contado por un fan y un no fan? Esto en la búsqueda de la imparcialidad y de que la información sea siempre la más veraz y completa para el lector.


(Luis M) #2

Opino lo mismo, creo que los análisis deberían ser hechos por una persona experta, que haya utilizado y analizado tanto iOS como Android, que conozca la parte técnica en HW y que siga de cerca la industria.

Que use frases como “Face ID: El sistema de seguridad más natural jamás creado”, no se, lo leo y parece que estoy escuchando a Tim Cook en una keynote, lo que me da un sentimiento de engaño, de que me están vendiendo un artículo sponsor (no se si pagado por Apple) pero con la etiqueta de “Análisis”, como si fuera algo objetivo. Esa sensación hace que no pueda creer una línea del artículo.

Entiendo que Arcos es el director de Hipertextual, pero si quiere ayudar a mejorarlo, debería considerar seguir escribiendo ese tipo de artículos, o si son pagados, pues que lo diga, vamos, tampoco es que sea algo del otro mundo, se necesita dinero para mantener esto, pero la sinceridad y tratar a los lectores como personas pensantes, eso no se obtiene ni con todo el dinero.


(Brandon R. Chargoy) #3

Coincido con tú opinión, pero como lectores (y consumidores) podemos dirigirnos a cualquier otra fuente. Creo que no soy el único que sabe que si quiero leer una reseña vista desde la perspectiva de un Fan de Apple, leo la reseña de Hipertextual (creo que la mayoría, o todas las resenas de productos Apple, son hechas por @earcos) y si quiero la de un fan de Android pues voy a Android Authority o algun otro sitio con Fans de Android.

Al final, hay que recordar que las reviews son solo opiniones de personas distintas con distintos backgrounds y distintos gustos.

Para mi, las reviews mas objetivas las da Gizmodo, pero esto igual tampoco es imparcial, porque son mis gustos. Para ti podria ser diferente.


(Eduardo Cabrera) #4

Antes que nada, quiero aclarar que también soy fan de Apple y creo también que el iPhone X es un producto sublime, pero también sé que eso no ayuda a ser objetivo (en mi caso trato siempre de serlo) al momento de decirle a los demás “lo maravilloso” de sus productos.

Lo peor que pudieron hacer en Hipertextual es permitir que Eduardo Arcos fuera el que escribiera la reseña.
Reconozco enormemente su trabajo y lo que ha hecho en el medio, pero también los que lo seguimos desde hace mucho sabemos que el brillo de la manzana muy continuamente lo ciega.

Estoy seguro que Eduardo trató de ser lo más objetivo posible, pero cuando estás tan deslumbrado por el producto que posees, es difícil que logres esa objetividad por más que la busques.

Al final no está mal que exprese su opinión del producto, lo que creo que es incorrecto es el medio o “a nombre” de quien lo hace, pues de alguna forma Hipertextual es la voz de un gran sector de amantes de la tecnología de habla hispana.

Saludos.


(Brandon R. Chargoy) #6

Buen punto, ¿la reseña del iPhone X por @earcos representa la opinión de todos en Hipertextual? Me gustaría conocer la opinión al respecto de alguno de los colaboradores de Hipertextual.

*Edit


(Eduardo Arcos) #7

No, no traté de ser objetivo.

Nunca he sido objetivo en alguno de mis artículos, de Apple o no de Apple.

Pero creo que aquí hay una idea errónea del “objetivismo informativo”.

Hay un largo texto de Juan Ramón Muñoz de la Universidad de Navarra que explica algunas cosas interesantes:

La confusión habitual de conceptos como los de verdad, veracidad, objetividad e imparcialidad, pone de manifiesto que el consenso científico acerca de los fundamentos veritativos de la información es más aparente que real. Esto hace que el trabajo de informar se mueva con frecuencia a la deriva de “intuiciones” más o menos gratuitas. Asimismo, la inestabilidad de los criterios epistemológicos conduce a que las discusiones sobre la verdad y la objetividad informativas sean, en muchas ocasiones, interminables e inconcluyentes

El principio epistemológico central en torno al cual todavía gira la profesión periodística es el de la separación entre hechos y opiniones. Durante décadas, se viene repitiendo que el informador tiene por misión relatar hechos, sin tomar partido en su interpretación o comentario. Esta separación entre hechos y opiniones es una de las formulaciones más claras del principio de la objetividad, entendida como la no intromisión del sujeto en el acto de conocimiento.

La contraposición entre hechos y opiniones cristalizó en la manida frase de Scott: “los hechos son sagrados; las opiniones, libres”, que se viene repitiendo acríticamente desde 192. Pocos autores han osado negar sin rebozo la validez de lo que se ha tomado más como si fuera una máxima jurídica, que como – lo que es – un mero slogan. Entre ellos, González Gaitano ha sabido mostrar su contradicción interna, al preguntarse "si tal sentencia es un hecho o una opinión. Desde luego – afirma con perspicacia – ha sido tomada como un hecho incontestable, ‘sagrado’, que ha inspirado los modos de hacer la información periodística. Si se trata de una opinión, cosa más que probable pues como tal está formulada, será tan libre como su contraria: ‘los hechos no son sagrados, las opiniones no son libres’, al menos si hacemos caso al segundo juicio de la máxima – ‘las opiniones son libres’ – ; con lo que nos quedamos a oscuras acerca del valor de la máxima” .

Ahora bien, este principio rector de la actividad informativa es erróneo, no sólo porque es contradictorio, sino porque – como también indica González Gaitano con acierto – se inspira en la dicotomía entre juicios de hechos y juicios de valor, que es constitutivamente falsa. El origen de tal distinción se remonta, en parte, a tesis defendidas por el empirismo naturalista inglés del siglo XVII, aunque su acunación más pujante e influyente corresponde al positivismo cientifista decimonónico. En concreto, el positivismo comtiano postulaba que sólo las proposiciones referentes a hechos del mundo físico eran “objetivas”, mientras que los juicios relativos a asuntos sociales y de orden espiritual eran "subjetivos” . Únicamente las proposiciones del primer tipo podían considerarse ‘científicas’ y socialmente válidas, mientras que las del segundo tipo expresaban simples preferencias inverificables, carentes de validez objetiva y veritativa .

En definitiva, puesto que todo conocimiento y toda selección de hechos son realizados por un sujeto, serán inevitablemente subjetivos, lo que no equivale necesariamente a erróneos. De manera análoga, a como un miope ve la realidad física a través de su miopía, y no por eso se equivoca siempre al juzgar lo que ve, el sujeto cognoscente conoce realmente la realidad a través de sus múltiples condicionamientos y limitaciones. Es, pues, un error craso – a mi entender – plantear el problema de la verdad en términos de objetividad y subjetividad. Si se considera que conocer es la aprehensión intelectual de la realidad por parte de un sujeto, habrá que admitir que todo conocimiento es, de suyo e inevitablemente, subjetivo, puesto que lo conocido – como afirmaba el aforismo medieval – es conocido según el modo de conocer del que conoce. Por eso, las categorías “objetivo” y “subjetivo” son radicalmente inadecuadas para hablar de la verdad. Dicho en otros términos: identificar verdad con objetividad es un grave error epistemológico, de corte idealista (cuya crítica exhaustiva excede los límites de este estudio). Por otra parte, la tesis de que el conocimiento sólo es tal si está libre de todo condicionamiento subjetivo, de todo punto de vista, supone tratar de colocarse en una postura epistemológica absoluta, divina, que no se compadece con la naturaleza del conocimiento humano.

Aparte de las impugnaciones teóricas que se pueden hacer al periodismo objetivista, conviene notar también que sus pretensiones son irrealizables, en el plano operativo. En efecto, resulta literalmente imposible realizar todas las comprobaciones necesarias de un “hecho”, hasta tener seguridad plena de que es verdadero en todas sus facetas y elementos.

En definitiva, la valoración personal del comunicador son necesarias en el ejercicio periodístico cotidiano. El objetivismo consiste en simplemente mencionar los hechos, sería algo así:

  • El iPhone X tiene una pantalla de 5,8 pulgadas en diagonal.
  • Se puede adquirir en un tono blanco o en un tono gris oscuro.
  • Su cámara es de 12 megapixeles y tiene dos objetivos.
  • Su peso es de 174 gramos.

Es decir, los datos que están en la página de especificaciones técnicas del iPhone X.

El problema es que para muchos, eso no es “ser objetivo”. Para muchos ser objetivo significa “quiero leer las cosas que yo creo que son verdad”.

Si para una persona “el iPhone no es tan bueno” es la verdad absoluta, la única forma en que seré objetivo, a sus ojos es que diga exactamente eso “bueno, el iPhone no es gran cosa”.

Eso no es ser objetivo, eso es tener un punto de vista, los puntos de vista son… sí: subjetivos. :slight_smile:

La reseña del iPhone X es una opinión del uso del dispositivo que recibí por parte de Apple. Tal vez no todos aquí lo saben, pero yo cubro muy de cerca a la compañía desde mi primer blog, alla por 1999. Es decir, llevo 18 años siguiendo de cerca y comentando lo que hace Apple y es el motivo por el cual la compañía suele darme acceso privilegiado a sus productos para poder reseñarlos.

Yo me siento una persona afortunada y hago lo posible por transmitir mis opiniones y sensaciones de uso de un dispositivo. Creo de verdad que Apple lo hace muy bien, y creo realmente que el iPhone X es una maravilla de la tecnología, del diseño industrial y de la miniaturización de la computación. Cuando tenía 15 años no me imaginaba que menos de 20 años más tarde se podría hacer todo lo que se puede hacer con el iPhone X, en ese tamaño y con esa pantalla. De verdad.

También soy una persona que carece de cinismo, no tengo problemas en hablar maravillas de una empresa cuando lo hace bien. También soy honesto y cuando lo hacen muy mal, también lo hago saber en mi opinión. En el caso de Apple, por ejemplo, sucedió con el iPad Air 2.

Dicho eso, muy feliz de debatir sobre estos temas por aquí :slight_smile:


(raulhdezrubio) #8

Estoy completamente de acuerdo con @earcos. He leído varios análisis y visto vídeos en YouTube sobre el iPhone X, y en los comentarios notas lo tendenciosa que es la gente.

Por ejemplo, en Topes de Gama, hicieron una comparativa muy pobre del iPhone 8+ contra el Galaxy Note 8, donde dicen que la pantalla del Note es sumamente superior y que el desempeño en ambos móviles es el mismo. Esto es una percepción muy pobre. Yo tengo ambos equipos y el iPhone obviamente tiene un desempeño muy superior, eso sin contar que te garantiza un mayor soporte.

¿Qué decían en Topes de Gama? Que recomendarían el Note 8 con los ojos cerrado. Los comentarios dicen que al fin ven un análisis de verdad, que el Note 8 es muchísimo mejor… Un sin fin de cosas.
Cuando ves artículos como los de Earcos, ves comentarios diciendo cosas como: “¿Cuánto te pagó Apple?”. Es ridículo.

Lo que muchos son incapaces de entender es que la tecnología no puede definirse con una papeleta de especificaciones. Que todo es mucho más profundo que eso. Apple es una de las pocas empresas que hace móviles útiles, no móviles que se ven bonitos en el vídeo o en el estante, pero que a la mera hora hasta la saturación de colores de su pantalla termina resultando insoportable.

Así que, chicos. Tal como dijo Eduardo: Para muchos lo correcto es lo que quieren escuchar.


(Carlos A ) #9

soy poseedor del s8+ y de un iPhone 7 plus, los dos van como un rayo, estéticamente ambos son premium al igual que sus materiales del que están hechos, tengo que reconocer, que la gran mayoría de las veces el iPhone se comporta más veloz y fluido que el samsung, pero si que es cierto que los dos, me aportan diferentes experiencias en el dia a dia y realmente no podría decantarme sólo por uno de ellos… dos mundos…
saludos.


(R.G. Barcena) #10

Aquí, en todos los casos pasados y futuros, el problema es solo uno, y es siempre el mismo: el fenómeno fan.

De nada sirve aportar datos o evaluaciones contrastadas. Esto es todo una cuestión de sentimientos. El fan de Android detesta Apple y todo lo que hable bien de ella. Y en el lado contrario, igual.


(Iksaa) #11

Mi esposa quería un iPhone X, leí muchos análisis, desde personas que tienen tatuada una manzana en el glúteo como cierto redactor, hasta los que las odian a muerte.

Si me hubiera quedado solo con la opinión de Hipertextual lo hubiera comprado, al final decidí no hacerlo por que al menos en algo casi todos los medios “especializados” estuvieron de acuerdo, la pantalla OLED es una mierda, y mi esposa no va a seguir un manual de cuidados intensivos a una pantalla, creo que la conosco un poco.

El punto es que la imparcialidad no existe, todo medio sigue una línea, ya sea económica o personal y siempre ha sido así, desde antes del Internet., no tienen ninguna obligacion de decir la “verdad” dicen su verdad.

Por ejemplo, entro a leer la misma noticia en nytimes, foxnews, bbc o rt y todos la cuentan diferente.


(Eduardo Arcos) #12

LOL :joy: :joy: :joy: :joy: :joy: :joy: :joy: :joy: :joy: :joy: :joy: :joy:

Es la mejor pantalla que se ha hecho en un smartphone, lo dice Displaymate.

The Best Smartphone Display
The iPhone X delivers uniformly consistent all around Top Tier display performance and receives All Green (Very Good to Excellent) Ratings in all of the DisplayMate Lab test and measurement Categories (except for a single Yellow in Brightness Variation with Average Picture Level that applies to all OLED displays). See the Display Shoot-Out Comparison Table below for all of the measurements and details, and the Highlights and Performance Results section above for expanded discussions and explanations, and the Display Assessments section for the evaluation details.

Based on our extensive lab tests and measurements the iPhone X becomes the Best Performing Smartphone Display that we have ever tested, earning DisplayMate’s highest ever A+ grade. The iPhone X is an impressive display with close to Text Book Perfect Calibration and Performance!!

The iPhone X matches or sets new Smartphone display performance records for:

· Highest Absolute Color Accuracy for any display (0.9 JNCD) which is Visually Indistinguishable From Perfect.
· Highest Full Screen Brightness for OLED Smartphones (634 nits).
· Highest Full Screen Contrast Rating in Ambient Light (141).
· Highest Contrast Ratio (Infinite).
· Lowest Screen Reflectance (4.5 percent).
· Smallest Brightness Variation with Viewing Angle (22 percent).


(Iksaa) #13

Que tonto fui, no sabia que Displaymate tiene la verdad absoluta.

Jamas he dudado de la calidad de imagen del aparato, ya tuve un iPhone X en mis manos, no me nublo la vista ni me provoco un orgasmo, es a nivel hardware y problemas tipicos de la OLED lo que la hacen una mala pantalla como el Brun In o Image Persistance.

iPhone X Teardowns, Drop Tests Revealed Flawed Design: Easy To Break, Most Expensive To Repair

iPhone X: most expensive Apple phone is also easiest to break

Conosco a mi mujer y se que no va a seguir un manual de cuidados intensivos para la pantalla.

Dudo mucho que nos pongamos de acuerdo asi que…

Acordemos no estar de acuerdo y fin del tema.


(Gaspar Reyes Póndigo) #14

Aunque ese gran logro de Apple es un logro compartido: Samsung es el fabricante del panel OLED en el iPhone X. El mismo DisplayMate lo reconoce, incluso ellos felicitan a Samsung por “desarrollar y fabricar el extraordinario hardware de visualización OLED” que lleva en sus entrañas el iPhone X.


(raulhdezrubio) #15

Es verdad, pero al final de poco sirve para Samsung.

Quien calibró la pantalla para darle una utilidad real, fue Apple. Mientras Samsung siga saturando los colores, de poco le servirá. :blush:


(raulhdezrubio) #16

:roll_eyes:


(R.G. Barcena) #17

No sé qué clase de medios especializados dicen que la pantalla del iPhone X es una mierda,pero sería estupendo que los compartieses aquí.


(Albert ) #18

Soy usuario de smartphones Android de toda la vida. Actualmente tengo un Samsung Galaxy S8+ que me parece un dispositivo casi perfecto y con el que estoy encantado en todos los sentidos. Dicho esto el iPhone X me parece sencillamente un producto ESPECTACULAR! me encanta lo mire por dónde lo mire.
El que quiera menospreciarlo seguramente lo hará por fanatismo a una marca o a otra (tiene cojones que alguien sea un fanático de una compañía que lo único que quiere, lógicamente, es ganar dinero) pero lo mismo pasa en el caso contrario, es decir, no entiendo cómo se puede criticar un s8 o un Note 8 cuando son dispositivos excelentes.


(Jaiba) #19

Hey Earcos, solo quiero decirte que a pesar de que no comparto tus gustos, admiro tu dedicación y la pasión que tienes por los productos de Apple. Queda claro que si uno va a leer Hipertexual sobre los nuevos productos de Apple, estará Earcos para darnos un punto de vista usualmente más positivo de lo que uno quisiera :smiley: pero así es.

Lo bueno es que uno puede venir aquí para empezar flamewars y Earcos siempre estará listo para soltar buenos argumentos que nos harán la vida difícil a los usuarios de Microsoft y Google para debatir al nivel.


(Jamega123) #20

Todo esta en tu capacidad de adquirir dinero y según ganes puedes comprar un determinado producto, claro esta que apple tiene productos de talla cara y buenos, microsoft y google también pero los tiene desde lo económico hasta lo mas caribe(caro) y juegan los gustos un factor importante.


(Eduardo Arcos) #21

JAJAJAJAJAJAJA, bueno, afortunadamente tenemos la capacidad de opinar y discutir, me encanta que sea con respeto y buena onda.

Muchas gracias a todos por leer, me debo a ustedes :slight_smile: